Gregorius de Stift Engelszell, 10.5% ABV.

Cerveza austriaca trapense estilo Belgian Quad/Quadrupel, la cual se le adiciona miel y se utiliza una levadura vínica, y que lleva en botella casi 2 años (11.12.14)

Apariencia: De color marrón con destellos rojizos a contraluz, se observa turbia. Corona de espuma color beige de mediana retención, con burbujas compactas y algunas abiertas.

Aroma: complejo, dulce y licoroso; notas a azúcar morena, caramelo, miel, notas vinosas, frutos oscuros maduros de todo, desde uvas, moras, pasas que son las que predominan, además dátiles, ciruelas, costra de pan. Muy interesante.

Sabor: igualmente complejo y que sigue al aroma, las notas predominantes son dulces y el carácter de la levadura vínica; azúcar morena, caramelo, miel, notas vinosas, frutos oscuros como uvas, pasas, moras predominan, atrás ciruela, dátiles, costra de pan y muy ligeramente algunas notas a café y chocolate dulce pero muy, muy tenues. El retrogusto con un amargor ligero casi medio, con persistencia de los sabores vinosos y dulces.

Sensación: cuerpo medio con sensación sedosa en boca, mediana carbonatación. El alcohol bien escondido, sólo se siente en garganta al pasar el líquido como una sensación cálida muy leve y no astringente.

Eso monjes, no dejan de sorprenderme gratamente. En esta ocasión, una Belgian Quad con 2 años de añejamiento los cuales le han sentado excelente y que se encuentra cercana a la fecha de consumo preferente (la etiqueta sólo marca dos años después de su embotellado como fecha de consumo). “Rara” en cuanto las particularidades que posee como el tipo de levadura y el uso de miel (la cual también fabrican los mismo monjes, por lo cual decidieron utilizarla en la cerveza), aunque no tan compleja como otras trapenses como la Rochefort 10, por mencionar alguna. Muy rica, de esas que coquetean con la línea entre vino y cerveza, ofreciéndonos lo mejor de ambos mundos.

img_20160915_225719281
¿Compararla con algo? Una gulden draak trapense con esteroides.